Lecciónes

Mi Camino a Dios

My Way to God

Mein Weg zu Gott



Nivel 2 Lección 12

LA CLASE DEL AMOR DE DIOS (PRIMERA PARTE)

Por Don Krow


Hoy hablaremos de la clase del amor de Dios. En 1 Corintios dice esto, “Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor.” 1 Corintios 14:1 dice, ‘Seguid el amor; y procurad los dones espirituales, pero sobretodo que profeticéis.” La Biblia dice seguid el amor, persíguelo, hazlo tu mayor objetivo. Algunas traducciones dicen que lo hagas tu mayor búsqueda. El amor es la única cosa que nos llevaremos de esta vida a de la eternidad. Nosotros no nos llevaremos nuestros autos, nuestras casas, o nuestro dinero, pero nos llevaremos el amor que Jesucristo ha impartido en nuestras vidas por medio del Espíritu Santo. El amor es la única cosa que tiene valor eterno y sustancia.

¿Qué significa amor realmente? Yo digo, amo a mi esposa, amo a mi perro. Sólo hay una palabra en Inglés que se usa para describer el amor; así que cuando yo digo amo a mi esposa y después digo amo a mi gato, ¿queda mi esposa impresionada? Para nada. ¿Ven ustedes lo que estoy diciendo? Cuando usamos la palabra amor, algunas personas piensan en sexo, algunos piensan en un intenso sentimiento cariñoso – la gente tiene toda clase de definiciones para el amor. En el idioma Griego hay cuatro palabras para la definición de amor. Una de ellas es “eros,” la cual no es usada en la Biblia, y es definida como atracción sexual o amor sexual. Dios ordenó esa clase de amor cuando Él dijo, dejará el hombre a su padre y a su madre, y se unirá a su mujer, y serán una sola carne. El libro en la Biblia titulado Cantar de los Cantares es acerca de amor sexual que Dios lo ha restringido sólo para el matrimonio. Las otras clases de amor, Dios dice, son libres para ser utilizadas por toda la humanidad, pero esta clase de amor está restringida solo para la relación matrimonial.

Otra clase de amor es llamado “storge” que es el vínculo natural o afección en una relación familiar. Después está “filéo” que viene de la raíz “filia.” esta palabra es usada como setenta y dos veces en el Nuevo Testamento y significa un apego personal de un afecto que va y viene en intensidad. La mayoría de la gente que habla de amor, piensa que eso es lo que realmente es el amor, así que dicen “Me enamoro y dejo de enamorarme.” Si tu matrimonio está edificado con esa clase de amor, habrán momentos en que tú tendrás mucho amor y otras veces poco amor – Tú podrás enamorarte y dejar de enamorarte basado en eso.

La Biblia dice que nosotros debemos amarnos unos a otros con la clase de amor con que Dios nos ama a nosotros, el cual es “agápe” amor. ¿Qué es “agápe” amor? Hay muchos aspectos, y

1 Corintios 13 da la completa definición de lo que el amor involucra. En 1 Juan 5:3 dice, “Pues este es el amor de Dios, que guardemos sus mandamientos;” Los mandamientos de Jesús nos muestran las expresiones de amor, pero los vamos a resumir, y voy a usar San Mateo 7:12, “Así que, todas las cosas que queráis que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque esto es la ley y los profetas.” No es la cosa de que, todas aquellas gentes de la iglesia no me quieren, no les importo y esto y lo otro. No, la Biblia dice que, cualquier cosa que queráis que los hombres hagan para tí, tú las hagas primero. Eso es amor. Eso va en contra de nuestra carne, va en contra de nuestra propia naturaleza, el buscar el bienestar y beneficios de las otras personas antes que los de nosotros. Esto sólo es a traves de Dios. No piensen que estoy diciendo que esto puede ser manifestado sin la presencia de Dios. La Biblia dice que el fruto del Espíritu es amor, y Dios es amor. Él es la fuente de amor, y Él es quien nos mostrará cómo amar a traves de sus mandamientos. Él es quien nos dará la fuerzas, aun con la debilidad de nuestra carne, para hacer las mejores escogencias y decisions y actuar en los principios corectos.

Yo trabajo en el Ministerio de Andrew Wommack, y un día, unos pocos años atrás yo quise ir a orar como usualmente lo hago después del trabajo. Yo estaba en el parque, y dije, “Dios, yo quiero hablarle de Tí a alguien.” Era un día no muy caluroso, y ví a un niño y a una niña sentados en unos columpios. Había un columpio que estaba vacío y fuí allí y me senté en el columpio. Me dirigí a la niña y dije: “Es un día bonito, ¿no te parece?” Ella dijo: “Mi no hablo Inglés,” entonces le pregunté: ¿De dónde eres? Ella dijo: Soy de Rumania. Yo sabía que habían Rumanos en esa area y los ví mirándome, probablemente preguntándose porque yoestaba hablando con sus hijos. Yo fui donde ellos y les dije: “Quiero ayudarles” Ellos dijeron: “¿Tú quieres ayudarnos? ¿Porqué tú quieres ayudarnos? ¡Tú ni siquieras nos conoces!” Yo les dije: “Porque Dios quiere ayudarles” Yo había estado meditando en los principios del amor en 1 San Juan 3:18 donde dice “hijitos míos, no amemos de palabra ni de lengua, sino de hecho y en verdad.” Nosotros no debemos de hablar con las palabras de nuestra boca solamente, sino también con nuestras acciones. A pesar de que yo usualmente no llevo dinero conmigo, ese día yo llevaba un poquito en mi bolsillo. Yo lo tome y les dije: “Tomen, esto es para ustedes” y les di el dinero. Ya que yo estaba ayunando ese día, yo tenía un poquito de comida conmigo, así que yo les dije: “Tengan aquí un poco de comida para su familia.” Ellos fueron tocados y dijeron: “¿Quién eres tú?” Yo les dije: “Dios ha hecho una cita divina para que hoy nos conociéramos, y yo los voy a ver otra vez.”

Fuí a casa y le dije a mi esposa acerca del encuentro con los Rumanos. Yo saqué del congelador un trozo de carne para asar y la cociné. Al día siguiente compré una caja de platos en una tienda de garage y fui de regreso al parque con mi esposa. La familia Rumana estaban allí, y les dije, “Traigo regalos para ustedes. Están pesados, así que voy a ir a mi auto, y ustedes me dirán dónde viven, y yo les llevaré los regalos a su casa.” Cuando llegamos a su pequeño apartamento de una habitación, tome los platos y los cubiertos – todo hacía juego – y los saqué de la caja y empecé a dárselos uno por uno. Mientras yo se los daba, lágrimas empezaron a correr en sus mejíllas, y la señora dijo: “¡mi empezar a llorar, mi empezar a llorar!” Yo le dije: El Lunes por la noche tenemos estudio de Biblia en nuestra casa, y nos gustaría invitarlos con nosotros.” Ellos dijeron, “Queremos ir” pero yo les dije, “Yo no quiero que ustedes vayan solo porque les dimos regalos.” Ellos dijeron, “No, nosotros queremos ir y conocer a sus amigos.”

Ya que ellos no tenían vehículo para transportarse, yo los recogía y los llevaba a mi casa, y al poco tiempo Dios los empezó a tocar. Ellos no hablaban bien el Inglés, pero Dios los tocó cuando oramos por ellos. El amor de Dios fue manifestado a ellos. Al poco tiempo conocimos a una pareja de Rumanos, y yo le dije a la primera pareja que conocimos, “¡Podrían ir con nosotros a conocer a otra pareja de Rumanos? Ellos estuvieron de acuerdo, y un día recibí una llamada de teléfono de ellos, “Señor Don, hemos oído acerca de usted. Nos sentimos muy solos, y nos gustaría conocerlo.” Así que, tomé a mis amigos Rumanos y los llevé para conocer a la nueva pareja. Yo les llevé regalos, comida y toda clase de cosas a ellos. Después que hice eso y empecé a visitarlos, todo iba bien, hasta que uno de los de la primera pareja de Rumanos les dijo: “Ustedes tienen que ir a los estudios de Biblia. Ellos hablan acerca de Jesús, y eso es ¡maravilloso!” “¡Un momento! Nosotros vinimos de un país comunista y no sabemos si hay un Dios. Nosotros no queremos eso de esa cosa de Jesús.”

Yo les dije, “Déjenme ser su amigo,” y los empecé a sacar en los fines de semana y les les compraba ropa, abrigos, y cosas que ellos necesitaban. Ellos estaban avergonzados y renuentes. “Bien, ¿no necesitas un abrigo?” “Sí, yo sé, pero..?” “entonces compremos este abrigo para tí.” Yo empecé a amarlos en acción, pero ellos no iban a nuestros estudios de Biblia hasta que yo les dije, “Probablemente hay algunos americanos en el estudio de Biblia que les ayudarían a obtener un trabajo.” Ellos fueron inmediatamente. En el estudio de Biblia esa noche yo dije algo muy tonto al Señor, “Señor, Tú tienes que darme esta noche un don genuino de lenguas porque aun no podamos comunicarnos unos a otros muy bien” Esa noche en el estudio de Biblia algunos Americanos dieron sus testimonios. Cuando yo empecé a hablar, la señora de la segunda pareja de Rumanos empezó a alegrarse, y me di cuenta que algo estaba pasando. Después del estudio yo dije, “Déjame orar por tí” y cuando orábamos, Dios los tocó repentinamente y todo el ambiente se lleno de Su amor. Despué la señora dijo, “Tu sabes que cuando los Americanos estaban hablando, yo no pude entender nada de lo que ellos estaban diciendo, pero cuando tú te levantastes y empezastes a hablar acerca de Jesús y Su amor por nosotros y lo que Él hizo para que pudiéramos tener relación con Él, ¡yo entendí cada palabra que tú dijistes! ¡Yo lo entendí perfectamente! ¡Debió ser Dios! ¡!Debió ser Dios!” Como resultado, vidas fueron cambiadas, y no solo las de los Rumanos.

Déjenme decirle que pasó entonces. Mi casa se empezó a llenar los Lunes por las noches de gente internacional – Rumanos, Búlgaros, y gente de Rusia. Dios estaba cambiando vidas, y ellos sabían que nosotros los amábamos. Nosotros hemos tenido aun gente de Africa. Aunque apenas nos podíamos entender unos a otros, ellos sabían una cosa: Cuando orábamos, Dios se les manifestaba. Ellos sabían que yo haría cualquier cosa por ellos y que yo los amaba. Dios cambió sus vidas y las vidas de muchas otras personas, y te quiero decir cómo sucedió. Ello sucedió porque un día yo ví algunas personas de otro color, de otra nacionalidad. Yo no tenía ningún sentimiento cariñoso o afecto, pero yo supe que ese amor fue esto: que cualquier cosa que tú quieras que alguien haga para tí, así también haced vosotros con ellos. Yo busqué su bienestar y beneficios a pesar de la manera que yo sentía, y ¿sabes tú lo que pasó? ellos lo apreciaron tanto, que despertó en ellos amor “filia”, el amor que sintieron para mí, y ellos empezaron a decir te, “Te queremos,” y me abrazaban y besaban. Lo que ello hizo en mí fue generar esa clase de cariño para ellos. Si tu quieres tener amor que tenga sentimientos en tu vida, practica agápe” amor. Busca el bienestar y el beneficio de otros a pesar de cómo te sientas y esto generará un amor que tiene sentimientos.


Preguntas de Discipulado

1. Leer 1 Juan 5:3. El amor de Dios es mostrado a traves de Sus ____________.

2. Lea Romanos 13:9-10. Explique cómo el mandamiento en Romanos 13:9-10 muestra amor.

3. Lea Romanos 12:19-21. ¿Cómo podemos amar a nuestros enemigos, aun cuando no sentimos que debemos?

4. Lea Tito 2:4. ¿Qué nos muestra Tito 2:4 acerca del amor?

5. Lea 1 Corintios 13:4-8 Describa con detalles los pricipio del amor.

6. Lea 1 Juan 3:18. ¿Cómo debemos practicar el amor?


Escrituras que se usan con las preguntas

1 Juan 5:3. “Pues este es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos; y sus mandamientos no son gravosos.”

2. Romanos 13:9-10. “[9] Porque: No adulterarás, no matarás, no hurtarás, no dirás falso testimonio, no codiciarás, y cualquier otro mandamiento, en esta sentencia se resume: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. [10] El amor no hace mal al prójimo; así que el cumplimiento de la ley es el amor.

3. Romanos 12:19-21. “[19] No os venguéis vosotros mismos, amados míos, sino dejad lugar a la ira de Dios; porque escrito: Mía es la venganza, yo pagaré dice el Señor. [20] Así que, si tu enemigo tuviere hambre, dale de comer; si tuviere sed, dale de beber; pues haciendo esto, ascuas de fuego amontonarás sobre tu cabeza. [21] No seas vencido de lo malo, sino vence con el bien el mal.”

4. Tito 2:4. “que enseñen a las mujeres jóvenes a amar a sus maridos y a sus hijos.”

5. 1 Corintios 13:4-8. “[4] El amor es sufrido, es benigno; el amor no tiene envidia, el amor no es jactancioso, no se envanece, [5] no hace nada indebido, no busca lo suyo, no se irrita, no guarda rencor; no se goza de la injusticia, [6] mas se goza de la verdad. [7] Todo lo sufre, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. [8] El amor nunca dejará de ser; pero las profecías se acabarán, y cesarán las lenguas, y la ciencia acabará.”

6. 1 Juan 3:18. “Hijitos míos, no amemos de palabra ni de lengua, sino de hecho y en verdad.”


Respuestas

1. Leer 1 Juan 5:3. El amor de Dios es mostrado a traves de Sus Mandamientos.

2. Lea Romanos 13:9-10. Explique cómo el mandamiento en Romanos 13:9-10 muestra amor. El amor no hace mal al prójimo. Cada mandamiento muestra el amor, mostrándonos cómo deberíamos responder a nuestro prójimo.

3. Lea Romanos 12:19-21. ¿Cómo podemos amar a nuestros enemigos, aun cuando no sentimos que debemos amarlo? Si nuestro enemigo tuviere hambre, dale de comer; si tuviere sed, dale de beber. Podemos buscar su bienestar y beneficios, independientemente de como nos sintamos.

4. Lea Tito 2:4. ¿Qué nos muestra Tito 2:4 acerca del amor? el amor puede ser enseñado. No es un sentimiento.

5. Lea 1 Corintios 13:4-8 Describa con detalles los pricipio del amor. “El amor es benigno y sufrido, nunca celoso, jactancioso, no busca lo suyo ni se irrita, no guarda rencor por los errores de otros, se goza de la verdad, pero no de la injusticia, el amor todo lo soporta, leal, todo lo espera, todo lo cree. El amor nunca deja de ser.

6. Lea 1 Juan 3:18. ¿Cómo debemos practicar el amor? No nos amemos de palabras, sino de hecho y en verdad.




Copyright © 2004, Don W. Krow

Permiso concedido para duplicar o reproducir

Para propósitos de discipulado únicamente bajo la condición de ser

Distribuido gratuitamente.


Discipleship Evangelism

P.O. Box 17007

Colorado Springs, Colorado 80935-7007 U.S.A.

www.delessons.org




Lecciónes

Mi Camino a Dios

My Way to God

Mein Weg zu Gott