Lecciónes

Mi Camino a Dios

My Way to God

Mein Weg zu Gott



Nivel 2 Lección 14

FINANZAS (PRIMERA PARTE)

Por Andrew Wommack


Hoy quiero compartir con ustedes cómo Jesús quiere prepararlos financieramente. Esto es algo que es muy importante para cada uno de nosotros. Necesitamos dinero para vivir, para suplir nuestras necesidades y para bendecir a otros. Dios no nos dejó solos en esta area y dijo, “Me interesa tu parte spiritual; pero no me interesa tu parte financiera…tu estás por tu cuenta.” No, Él te ama en todos los aspectos – espíritu, alma, y cuerpo – y Él ha hecho provision para ti. La mayoría de las personas reconocen que algún grado de prosperidad es necesario; pero la religión básicamente se ha puesto en contra de tener en abundancia.

La Palabra de Dios nos enseña en contra de la codicia de muchas maneras; pero también nos hace ver claro que las finanzas son una bendición. En 3 Juan 2, el Apóstol Juan dijo, “Amado, yo deseo que tu seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma.” Que fuerte afirmación... El Apóstol Juan dice, “¡en todas las cosas!” está hablando acerca de sanidad, emociones, relaciones y finanzas. El Señor quiere que tu prosperes y que estés sano sobretodas las cosas. Él quiere que prosperes en espíritu, alma y cuerpo. Esa es Su Voluntad para ti.

Muchas personas religiosas actualmente dicen que Dios te quiere pobre, que ser pobre es cosa de Dios, y entre más pobre tu eres tu estás más cerca de Dios. Yo crecí bajo esa mentalidad – los pastores no deberían tener mucho – que un Cristiano es una persona que debería hacerla con poco – esto ciertamente no puede ser corroborado por las escrituras. Abraham fue el hombre más rico de su tiempo, tanto así, que los reyes le dijeron que se fuera porque sus posesiones estaban afectando las riquezas de sus naciones. Lo mismo fue verdad con Isaac y Jacob. José fue un hombre que prosperó y tuvo extremada abundancia. David le dio a Dios de su propio tesoro personal mas de 2.5 billones de dólares en oro y plata para construir el templo. Salomón, hijo de David fue el hombre más rico que ha vivido sobre la faz de la tierra. Cuando tu miras esto en las escrituras, personas que ralmente sirvieron a Dios fueron bendecidos financieramente.

Hay ejemplos de personas que batallaron y la hicieron a pesar de las dificultades. El Apóstol Pablo san Pablo dice en Filipenses 4:13 que él pudo hacer todas las cosas en Cristo y que había aprendido a estar contento cualquiera fuera la circunstancia en que él hubiera estado. Él dijo que sabía vivir humildemente y sabía vivir abundantemente. Hubieron tiempo cuando los que servían a Dios pasaron pobrezas y dificultades, pero tu no puedes encontrar en las escrituras que diga, que entre más pobre eres más cerca de Dios estás. Eso no es verdad, tu puedes salir a la calle y darte cuenta que eso no es así. Eso sí, hay una verdad aquí, y es que la avaricia es mala. En 1 Timoteo 6:10 dice, “Porque la raíz de todos los males es el amor al dinero...” Algunas personas toman esto y dicen que el dinero es la raíz de todos los males, pero lo que dice es el amor al dinero es la raíz de todos los males. Hay personas que aman el dinero y no tienen ni un centavo; otros tienen mucho dinero; pero no lo aman. Ellos sólo lo usan.

Deuteronomio 8:18 muestra el verdadero propósito de la prosperidad financiera. Dios estaba hablándoles a los Israelitas quienes estaban por entrar a la Tierra Prometida e iban a experimentar con riquezas y prosperidad de una manera que nunca antes ellos habían tenido. El les dijo, “sino acuérdate de Jehová tu Dios, porque él te da el poder para hacer las riquezas, a fin de confirmar su pacto que juró a tus padres, como en este día.” De acuerdo a este pasaje de la Escritura, el propósito de la prosperidad no es tener abundancia de cosas para tus propósitos egoístas, pero para que puedas establecer el pacto de Dios aquí en la tierra. En otras palabras; Dios te bendecirá para que en retorno tu seas una bendición. En Génesis 12:2, Dios le dijo a Abraham, “...te bendeciré, y engrandeceré tu nombre y serás bendición.” Antes de que tu seas una bendición para alguien, tu tienes que estar bendecido pimero.

Tu necesitas ciertas cosas y necesidades que Dios quiere suplírtelas y va más allá de lo egoísta. Él quiere prosperarte y de esa manera Él puede pasar a traves de ti Su dinero y así tu puedes ser una bendición para otros. En 2 Corintios 9:8, dice, “Y poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que, teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente, abunde para toda buena obra.” Esto te dice el porqué Dios quiere prosperarte – de esa manera tu puedes tener en abundancia para toda buena obra. Esto es realmente como una definición Bíblica de prosperidad. ¿Qué es prosperidad? ¿Tener una buena casa, un buen carro, buena ropa y comida en la mesa? De acuerdo a este versículo, es tener suficiente para cubrir tus necesidades y en abundancia para toda buena obra. Si tu sientes que Dios ha tocado tu corazón para dar y tú no eres capaz de hacerlo...si a ti te gustaría ser una bendición para alguien; pero no eres capaz...entonces, de acuerdo a lo que la escritura dice, tu no estás prosperando económicamente. Dios dice que Él te bendecirá a tal grado que Él suplirá todas sus necesidades y tu serás capaz de tener abundancia para toda buena obra.

Prosperidad Bíblica no es solamente para que tus necesidades sean suplidas; sino para que tú seas una bendición a otros. La persona que piensa solo para él mismo es realmente una persona egoísta. Si alguien dice, “Yo estoy creyendo a Dios por más,” otros pueden pensar que eres una persona codiciosa o egoísta; pero eso depende de el motivo con que se esté pidiendo. Si tú le pides a Dios por más para comprar una casa más o un mejor carro, esto no es una actitud Bíblica. Pero si tu estás creyendo a Dios por más porque haz ido más allá, y ha suplido todas tus necesidades y quieres ser una bendición para otros, esa es la actitud que Él quiere que tengamos. Él quiere que tú prosperes. Y Su voluntad es que tú prosperes.

San Mateo 6 habla acerca de las cosas que nosotros necesitamos, y dice que si buscamos primeramente el reino de Dios y su justicia, todas las demás cosas nos serán añadidas. Cuando empecemos a poner a Dios de primero, Él suplirá todas las demás cosas. Todas sus necesidades sern suplidas, y tú serás una bendición a otros. Dios quiere que tú prosperes; pero realmente dependerá de tus motivos y acciones en esta area.

Yo oro para que esto te haya incentivado y hoy tú vayas a empezar creyéndole a Dios por lo mejor de Él, lo cual es que tú seas próspero.


Preguntas de Discipulado

1. Lea 2 Corintios 8:7-8. Cuando tu das a otros que están en necesidad, tú estás probando ¿qué?

2. Lea 2 Corintios 8:13-14. Cuando nosotros nos juntamos para dar, Dios quiere que haya una clase de:

3. Lea 2 Corintios 8:13-14. ¿Cómo serán llenadas las necesidades de cada uno?

4. Lea Efesios 4:28. “El que hurtaba, no hurte más, sino trabaje, haciendo con sus manos lo que es bueno. ¿Qué otra cosa Efesios 4:28 dice que debería de hacer?

5. Lea Génesis 13:2 y 12:2. Dios pudo confiarle riquezas a Abraham porque Abraham no estaba pensando sólo en él mismo; pero fue una______________para otros.

6. Lea 1 Timoteo 6:17-18 ¿Qué tres cosas tiene que hacer el rico con su dinero?

7. ¿Puede Dios tener confianza en ti con finanzas?


Escrituras que se usan con las preguntas

1. 2 Corintios 8:7-8. “[7] Por tanto, como en todo abundáis, en fe, en palabra, en ciencia, en toda solicitud, y en vuestro amor para con nosotros, abundad también en esta gracia. [8] No hablo como quien manda, sino para poner a prueba, por medio de la diligencia de otros, también la sinceridad del amor vuestro.”

2. 2 Corintios 8:13-14. “[13] Porque no digo esto para que haya para otros holgura, y para vosotros estrechez, sino para que en este tiempo, con igualdad vuestra supla la escasez de ellos, para que también la abundancia de ellos supla la necesidad vuestra, para que halla igualdad.”

3. 2 Corintios 8:13-14. “[13] Porque no digo esto para que haya para otros holgura, y para vosotros estrechez, sino para que en este tiempo, con igualdad vuestra supla la escasez de ellos, para que también la abundancia de ellos supla la necesidad vuestra, para que halla igualdad.”

4. Efesios 4:28. “El que hurtaba, no hurte más, sino trabajo, haciendo con sus manos lo que es bueno, para que tenga qué compartir con el que padece necesidad.”

5. Génesis 13:2. “Y Abram era riquísimo en ganado, en plata y en oro.” Génesis 12:2. “Y haré de ti una nación grande, y te bendeciré, y engrandeceré tu nombre, y serás bendición.”

6.1 Timoteo 6:17-18. “[17] A los ricos de este siglo manda que no sean altivos, ni pongan la esperanza en las riquezas, las cuales son inciertas, sino en el Dios vivo, que nos da todas las cosas en abundancia pra que las disfrutemos. [18] Que hagan bien, que sean ricos en buenas obras, dadivosos, generosos;”


Respuestas

1. Lea 2 Corintios 8:7-8. Cuando tu das a otros que están en necesidad, tú estás probando ¿qué? Que tu amor es sincero.

2. Lea 2 Corintios 8:13-14. Cuando nosotros nos juntamos para dar, Dios quiere que haya una clase de: Igualdad, cada quien debería dar lo que pueda.

3. Lea 2 Corintios 8:13-14. ¿Cómo serán llenadas las necesidades de cada uno? A traves de dar lo que puedes, cuando puedes.

4. Lea Efesios 4:28. “El que hurtaba, no hurte más, sino trabaje, haciendo con sus manos lo que es bueno. ¿Qué otra cosa Efesios 4:28 dice que debería de hacer? Compartir con el que padece necesidad.

5. Lea Génesis 13:2 y 12:2. Dios pudo confiarle riquezas a Abram porque Abram no estaba pensando sólo en él mismo; pero era una Bendición para otros.

6. Lea 1 Timoteo 6:17-18 ¿Qué tres cosas tiene que hacer el rico con su dinero? Que haga bien, que sea generoso, que sean ricos en buenas obras.

7. ¿Puede Dios confiar en ti en finanzas? Sí / NO.




Copyright © 2004, Don W. Krow

Permiso concedido para duplicar o reproducir

Para propósitos de discipulado únicamente bajo la condición de ser

Distribuido gratuitamente.


Discipleship Evangelism

P.O. Box 17007

Colorado Springs, Colorado 80935-7007 U.S.A.

www.delessons.org




Lecciónes

Mi Camino a Dios

My Way to God

Mein Weg zu Gott